Seleccionar página

Las leyendas de Gold Mountain 1.

Aur’a no es una historia inventada. No es un personaje de ficción de un cuento de hadas mítico. Aur'a no necesita ningún cliché de marketing o una imagen superpuesta... sientes su energía; sientes su feminidad.

Sin embargo, "AUR’A" no es solo un nombre. "Aur" proviene de la palabra latina "aurum" que significa "oro", y "A" significa "argentum", la palabra latina para "plata", ambas nanopartículas vitales presentes en cada gota de Aur’a Natural Gold Water.

Aur’a es un nombre femenino y representa el elemento más esencial: la mujer, que, como Aur’a, da vida. Luego tenemos los elementos masculinos, el sol y el rey, que emanan supremacía, fuerza y resistencia.

Verdadera agua alcalina natural pura, Aur’a brota de las profundidades de la montaña y el lugar de recogida está "pegado" a la ladera. Desde aquí, llega a la línea de embotellado a escasos metros de distancia y luego pasa directamente a la botella.

Las leyendas de Gold Mountain 2.

El agua no sufre ninguna transformación, pasando únicamente por los filtros de partículas. El contenido es 100% natural y no hacemos más que asegurarnos de que llegue intacto en la botella.

El agua emerge a la superficie en una región llamada "Montaña del Halcón Dorado", donde desde la época romana, la gente extraía minerales raros de metales preciosos. La cuenca submarina se ubica en una zona cubierta de interminables y vibrantes bosques de robles, hayas y abedules, dispuestos como preciosas ropas reales que cubren los hombros de los valientes soldados. Lejos de cualquier posible contaminación, Aur’a es amor al primer gusto.

El agua alcalina tiene la asombrosa capacidad de neutralizar y licuar los desechos ácidos en nuestro cuerpo y es una fuente de salud y bienestar. Tiene cualidades antioxidantes que protegen las células de los efectos nocivos de los radicales libres, energizan, hidratan, regulan y mejoran nuestra vitalidad. Un agua que contiene coloides de oro y plata tiene propiedades regeneradoras y anti-envejecimiento. Como testimonio, en la zona del manantial Ocna de Fier, la esperanza de vida es muy alta, superando los 90 años.

La falta de nitratos y nitritos le da al agua Aur’a el estado de agua segura. La ausencia de materia orgánica elimina cualquier otra duda sobre la seguridad del consumo, porque algo que no existe no puede causar daño. El agua es una entidad viva. Masaru Emoto desarrolló toda una teoría sobre este tema y demostró que el agua vive, siendo una energía dinámica en constante cambio.

“Aur'a es un agua excepcional cuyo valor se ve por fuera y se siente por dentro.”